CARGA DE DICHOS Y REFRANES

No es este un refranero técnico, sino un refranero práctico; no es labor de académico para académicos, sino cariñoso trabajo de un antioqueño para antioqueños y para las personas quienes pudiere interesar. Deliberadamente hemos omitido las comparaciones, la enumeración de los países donde hay el mismo refrán o refranes semejantes, a fin de evitar que para el hombre corriente, para el cual trabajamos en especial, se sienta aburrido y soñoliento.

Como es bien sabido, los refranes no siempre brotan del pueblo : los hay de los libros Sagrados; de los libros famosos, religiosos y profanos, de distintos pueblos del mundo; del ingenio individual y del ingenio colectivo.

Hemos separado los refranes de los dichos, no por el sonido, como han hecho hasta ahora la mayoría de los sabios, sino por el contenido.

El dicho puede ser una exclamación oportuna, graciosa, aguda, pero no es, como el refrán, fórmula, regla, lección. «Aquí fue Troya!», que es tenido como refrán, no lo es para nosotros, como no lo son : «Aentro con la cruz, que el muerto jiede!», «Estar entre la espeda y la pared», «Dormirse sobre los laureles» y tantos otros dichos que, aunque se usen en sentido figurado, no pueden tenerse por refranes.

Tanto los refranes como los dichos estarán escritos tal como los pronuncia la mayoría del pueblo y no como los pronuncia la minoría culta o la excesivamente ignorante y palurda.

No creemos que existan palabras feas por lo que signifiquen, aunque sí las haya tal vez por su sonido.

Una palabra puede ser fea por su sentido sólo cuando esté mal empleada, cuando se dice en el lugar, el momento o las circunstancias indebidas, del sujeto indebido, etc.

Por lo tanto, no hemos retirado ningún refrán o dicho por causa de alguna palabra, ni hemos cambiado palabras ni las hemos sustituído por punticos. En cambio, sí hemos omitido algunos dichos o refranes obcenos, para no correr el grave riesgo de escandalizar algún inocente.

* Algo es algo y pior es nada.

* Al pobre y al feo todo se les van en deseo.

* Al que le conviene, a la casa le viene.

* Al que no sabe de ganao, hasta la boñiga lo embiste.

* Al que no tiene plata, la cama lo mata y si tiene mujer, se acaba de joder.

* Amigos, oros y vinos, cuanto más viejos, más finos.

* Amor no s’echa a la olla.

* Amor sin beso es como chocolate sin queso.

* Ande yo caliente y ríase la gente.

* Aquí yace un español que, estando bien, quiso estar mejor.

* A veces mientras más pior, mejor.

* Bienaventurados los mansos porque los capan parados.

* Bobo callao no s’echa de ver.

* Baraje y vuelva a dar. [Fracasó. Ensaye de nuevo.]

* Bendito siá mi Dios! [Paciencia! Qué calamidad! Afortunadamente.]

* Cada uno en su casa y mi Dios en la de todos.

* Caer pa levantarse no es caer. [Dicen muchas que no cayeron para levantarse sinó para quedarse acostadas.]

* Comida hecha, compañía deshecha.

* Conform’és el indio es la maleta. [De cuando los indios eran cargueros. Según la capacidad de cada uno,

es el trabajo, etc.]

* Cuando el pobre va de culos, no hay barranca que lo ataje.

* Cuando no se puede, no se puede.

* Campo y anchura que va la basura!

* Colorete componete que ai viene el dotor a vete.

[A la mujer que gasta mucho tiempo en composturas y afeites]

* De riqueza y santidá, la mitá de la mitá.

* Después del gusto, que venga el susto.

* El campo empobrece, ennegrece y embrutece.

* El que de nada sabe, de todo se unta.

* El que fiaba salió a cobrar.

* El que nació pa chimbo; no llega a rial.

* El que no tiene más, con su mujer se acuesta.

* El que se casa, quiere casa.

* El que tiene tienda, que la atienda, y si no, que la venda.

* En boca del mentiroso, lo cierto se hace dudoso.

* En el camino se arreglan las cargas.

* Es mejor saber que ser dotor.

* La ignorancia es atrevida.

* La pela es peliando.

* La suerte de la fea, la bonita la desea.

* Las propuestas son p’hacerlas.

* El lado ancho para mí y el angosto para usté.

* Llevar leña pal monte.

* Mal de muchos, consuelo de tontos.

* Toda novia es bonita y todo muerto es bueno.

* Todo lo que vola a la cazola.

* Tranquilidad viene de tranca.

* Tras de ladrón, bufón.

* Tres trasteos valen por un incendio.

* Tacar burro.

* Tener cuerpo de tentación y cara de arrepentimiento.

* Qué calor con tanto viento!.

* Quedar bien con Dios y con el diablo.

* Quedarse metido.

* Qué es eso comparao con l’eternidá?.

* Que lo mate Dios que lo crió.

* Quié es tu enemigo? El de tu oficio.

* Quien nísperos come y bebe cerveza y calza alpargatas y besa una vieja, ni come, ni bebe, ni calza ni besa.

* Qué culpa tiene l’estaca si el sapo brinca y s’ensarta?.

* Que no sepa tu mano izquierda lo que hace tu derecha.

* Que te compre quien te conozca!.

* Revetó sin mecha! [Se enojó sin causa].

* Según es el marrano es l’horqueta.

* Si quieres vivir sano, hazte viejo temprano.

Previous Post

Los refranes antioqueños nacieron en Grecia

Next Post

Dichos y Refranes